Este sitio web utiliza cookies para poder poner a disposición diferentes funciones, para personalizar la visualización de la página y para analizar los accesos. Al utilizar este sitio web aceptas el uso de cookies. Más información  OK

¿No quieres ver publicidad? ¡Conviértete en miembro premium ahora!
¿Qué es nuevo?

Antonio Monleón


Miembro Free, Granada

La tía pelleja

En la orilla de la Rambla y cerca de la Fuente Hedionda había una casa solitaria que los niños conocíamos como la Casa del Miedo. El edificio, de tres plantas, estaba siempre cerrado y a oscuras, y una de sus misteriosas ventanas llamaba siempre nuestra atención, porque a través de los sucios cristales creíamos ver una mujer muy vieja, que para nosotros no podía ser nada más que un alma en pena.
En el borde del balate de la rambla crecía una vieja y retorcida morera con un agujero en el tronco, profundo y negro, que ponía a prueba el valor de los niños que metían la mano dentro. El día que el Picante metió la mano y sacó un cuchillo oxidado lo soltó como si quemara y todos echamos a correr asustados al escuchar una extraña risa procedente de la misteriosa ventana de la casa. A partir de entonces siempre que pasábamos por allí cantábamos a coro para disimular nuestro miedo…
La vieja…
La vieja…
La tía pelleja…
Encerrar a la vieja que es una tía pelleja
que anda rondando por los rincones de los callejones.
La vieja…
La vieja…
La tía pelleja…

Comentarios 9

Información

Sección
Clics 1.146
Publicada
idioma
Licencia

Exif

Cámara Canon EOS REBEL T3i
Objetivo ---
Diafragma 9
Tiempo de exposición 1/250
Distancia focal 62.0 mm
ISO 400

Fotos favoritas públicas